jueves, 26 de enero de 2017

Anfibios de Jaén





Hace bastante que quedaron atrás las noches lluviosas del otoño en las que me gustaba salir a dar una vuelta por la Sierra de Segura para intentar ver anfibios, pero dejé reservado un lote de fotografías para no publicar lo mismo de manera tan seguida. Ahora mismo sí que viene muy bien para dar variedad en estas semanas durante las que no estoy sacando mucho material con la fabulosa excepción de las grandes excursiones de fin de semana, y viene muy bien recordar a estos bonitos y amenazados animales.

Primero están esas especies más comunes con las que siempre es más frecuente y fácil encontrarse, como el sapo corredor (Bufo calamita), tan clásico de las noches lluviosas, o la ubicua rana común (Pelophylax perezi). Estas especies son tan habituales  que las puedo ver incluso a la entrada del pueblo donde vivo.







En octubre y noviembre han sido numerosas las salamandras (Salamandra salamandra) cerca de sus puntos de reproducción, en mi caso tenía ya bien fichadas algunas fuentes de las localidades de Siles y Orcera, así como también las vi cuando cruzaban peligrosamente las carreteras junto a otro urodelo igualmente precioso como lo es el tritón pigmeo (Triturus pygmaeus) de la primera foto.
Algo que me ha complacido enormemente ha sido ver salamandras muy cerca de donde vivo, en Cortijos Nuevos, y en aldeas como El Ojuelo.
















Otro anfibio muy interesante ha sido el sapo partero bético (Alytes dickhilleni), valioso endemismo ibérico que tiene en este parque natural buena parte de su área de distribución. Después de como se me resistieron hace dos años los ejemplares adultos es una alegría poder verlos al fin. Al igual que con las salamandras, también tengo controlado algún que otro pilón donde crían, así que espero poder toparme alguna noche con un macho portando la puesta.





Hubiese querido sacar durante los recorridos nocturnos otras especies más que aún no he visto en la Sierra de Segura, como el sapillo pintojo, el sapo de espuelas, el sapillo moteado o el gallipato, pero no ha sido así todavía. Al menos con los gallipatos (Pleurodeles waltl) tengo bien fichados los de mi pueblo de origen (Bailén) y puedo enseñaros un ejemplar que vi en diciembre.






8 comentarios:

  1. Pues menudo lote nos tenias reservado, con unas cuantas especies de las que me ponen los dientes largos, jejeje. Preciosas fotos Carlos, un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre tengo alguna que otra cosilla guardada y me alegra saber que gusta. Muchas gracias, ¡un abrazo!

      Eliminar
  2. Curioso reportaje, a la vez que didáctico, por estos lares no hay quien vea a semejantes individuos . Un saludo desde Ecija.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igual hay alguna sorpresilla, quién sabe, en la zona de campiña cercana a Los Palacios me encontré con los sapillos pintojo y moteado.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  3. Hola Carlos,

    bonita y fresca entrada, tienes que tener el cajón de material fotográfico a reventar, de cantidad y calidad. Yo también tengo ganas de volver a buscar "sapos". Seguro que pronto das con esas especies que te faltan, tratándose de ti es sólo cuestión de tiempo.

    Salu2 Linse!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con esta nueva tanda de lluvias ya haré nuevas salidas nocturnas, seguro, pero después de combatir el catarrazo que tengo ahora mismo, jaja.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  4. estas hecho un figura Charly, que yo aunque ahora no comente mucho, no me pierdo una. Esas salamandras son la hostia. Un abrazote de linse

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Pues me alegra saberlo! No queda mucho para que vengas por aquí de aventuras sinegéticas, te esperan los quebrantahuesos.
      ¡Un abrazo de linse!

      Eliminar